martes, 31 de mayo de 2016

Las Placas de Herbinière-Lebert, ¡a contar y sumar!

En los últimos años, parece haberse recuperado el uso de las Placas de Herbinière-Lebert -inspectora de educación-, quizá comercializadas con otros nombres como Numicon -no es exactamente lo mismo- o tablillas de Stern -regletas segmentales-.

¿Qué es esto? Veamos con una imagen que vale más que mil palabras,
Fuente: Silva y Varela (2010 :30)

La filosofía de este material es la configuración de las placas, dado que el hecho de que los niños se familiaricen con la posición y la forma de los números facilitan un conteo ágil inicialmente y la realización de operación, incorporando la manipulación de las placas de forma rápida.
Por ejemplo, ¿cuánto es 3 más 4? Será suficiente con colocar las placas del 4 y del 3 unidas, para ver que tiene la misma forma que el 7. El niño no necesita contar todo de nuevo al unir las dos placas, porque conoce la forma del resultado, y será capaz de decirlo de forma rápida.
Me parece un material chulo de forma inicial, pero creo que se queda corto, según los niños comienzan a hacer suma con números mayores, dado que no se puede percibir de ninguna manera el valor de las posiciones en los números, algo que es fundamental según nuestro sistema.

Puedes construirlo de forma sencilla, no necesitarás más que unas placas de cartón pluma por ejemplo, y unos modelos que puedes descargar en http://www.fichesdeprep.fr/2012/08/11/cartes-herbini%C3%A8re-lebert/

¿Te animas a tener tu propio material de Herbinière-Lebert?

Referencias:

Moratalla, P. T., Rodríguez, J. M., Casado, M. P., & Sánchez, M. T. S. (2000). El concepto de número natural y las cuatro operaciones básicas: marco teórico. Ensayos: Revista de la Facultad de Educación de Albacete, (15), 283-316. Recuperado de http://www.uclm.es/ab/educacion/ensayos/pdf/revista15/15_20.pdf


viernes, 20 de mayo de 2016

Aprendiendo las potencias y las regletas

Cuando los niños comienzan con las potencias, parece que muchas veces se complica la comprensión de los algoritmos y esto es debido a que nos cuesta representar más algunas de las acciones que implica.
Hoy me acerco a las potencias, pero solo hasta orden 3, que mis regletas todavía no han aprendido a representar más dimensiones.
Lo hacemos con números pequeños, si el niño lo comprende así poco a poco podremos aumentar las cuantías.
Comenzamos con las tres primeras potencias de tres, dándoles sentido y lo que significan: una vez tres, dos veces tres, tres veces tres.


Es conveniente que alternemos entre las piezas blancas de uno, y las verdes claras de tres en la representación que realicemos.
Desde aquí además, podemos trabajar el lenguaje, ¿qué significa elevar a dos? ¿qué es el cuadrado? ¿qué forma tiene la construcción del cuadrado?
No pasaremos al cubo, hasta que no hayamos hecho las construcciones con diferentes números respecto al cuadrado.

Una vez que se haya comprendido podremos iniciar las operaciones, aquello que aprendiste, "cuando multiplicamos potencias si tienen la misma base se suman los exponentes", y que creías como un acto de fe sin saber muy bien qué significaba.
Pues esta representación nos puede indicar que 31·32 nos indica simplemente que 3lo repetimos 3veces, y voilà eso da lugar exactamente a 33.




Pero por qué todo esto no funciona cuando en vez de multiplicar potencias lo que hacemos es sumarlas,


Desde la representación vemos claramente que si sumamos 31+32 el resultado no nos da el cubo, ni ninguna forma que podamos decir conocida.


¿Practicamos con nuestros niños las potencias con regletas?

martes, 17 de mayo de 2016

Reciclando cartones para aprender matemáticas

En cada cosa que tengo a mi alrededor parece que veo una utilidad para los niños, y esto ha pasado con esos cartones que quedan alrededor de las cartas en muchos juegos de mesa.
¡Tienen muchísimas posibilidades! Así que no los tires cuando compres a los niños alguno de esos juegos.


Puedes utilizarlo para hacer repartos, "uno y solo uno en cada uno de los pequeños cuadrados", o como en el caso de la imagen para trabajar suma y/o multiplicación "¿cuántas piezas tengo si hago 3 veces 3?", esta frase nos ayudará a que entiendan el significado de la multiplicación, y que luego cuando hacen operaciones en línea tengan clara por ejemplo la prioridad de unas y otras.
También estos cartones podemos utilizarlos para la geometría, perímetros y áreas, que si combinamos su uso con un papel que colocan por detrás, pintan, y más tarde recortan; nos puede facilitar la comprensión de cubrir un espacio de baldosas, y os diría que hasta calcular el máximo común divisor.
Vamos que como os he dicho esta cosa tan sencilla nos da muchísimas posibilidades.
Me siento, como cuando compraba un juguete chulísimo a los niños y ellos jugaban a meterse en la caja y no hacían caso al juguete, ¡a veces el envoltorio es lo más rico en creatividad!.

Cálculo pensado con tapones: la suma

Necesitas como material tapones de colores, de distintos tamaños, y unos tupper con los mismos colores.


Cada una de las posiciones me indicará un color, y tendrá un significado: unidades, decenas, centenas, ...

Así,


Esta forma de trabajar con los números, nos facilita las posteriores operaciones, por ejemplo,

Si te das cuenta hemos hecho la suma sin llevadas, pero si acompañamos nuestra representación con un panel donde peguemos una leyenda del tipo (hazlo mejor pegando tapones reales, y no como lo muestro con una representación más abstracta):


Será sencillo que podamos trabajar con los niños con las llevadas sin necesidad de utilizar un lenguaje verbal confuso, como "si te llevas una la pones arriba", ya no será necesario llevar ni poner, sino contar y ver que lo importante es que cada pieza esté en la posición que le corresponde.
Si tienes un ratito, puedes poner pegatinas en el interior de los tapones -prepáralo con los niños, que verás como les gusta- a los rojos de 100, a los verdes de 10, y a los azules de 1. De esta manera tienen mucho más visible la posición y el significado al realizar la operación.
Y los colores, todo depende de los tupper que encuentres y de los productos que consumas en casa; nosotros le hemos pedido a otros miembros de la familia que nos guarden, así, dedicamos unos cuantos a aprender y otros los llevamos a algún contenedor con fines solidarios.
¿Seguimos construyendo cosas con tapones?

lunes, 16 de mayo de 2016

Formas en suelo

Una entrada rápida que me dejé a mitad el otro día cuando volví de la clase con Arantza.
Una de las cosas que puede causar problemas en el aprendizaje de las formas geométricas en los niños es el abuso de formas prototípicas, que quiere decir esto, pues que siempre que enseñe un cuadrado lo apoye sobre uno de los lados, o cuando enseñe un triángulo igual.
Con Cristina en clase el otro día, cuando hacíamos triángulos distintos, los niños no les llamaban triángulo, sino que decían cosas como flecha o similares, así que una buena forma de evitar esto es... jugando en el suelo.

Es muy sencillo, dibuja formas, juega a entrar, salir, colocar un juguete en cada vértice, ... los niños aprenderán las formas planas desde una perspectiva mucho más real que un cuaderno.
Y comprenderán que hemos de mirar a las cosas desde diferentes perspectivas, para comprenderlas lo mejor posible.

Las hadas... mi cuento de matemáticas

Hoy gracias a Rocío, me he acordado de mis hadas y su bosque, así que lo he sacado de su bolsa transparente donde están escondidas mientras no hay niños y os las voy a presentar,


Mi bosque llegó a casa un día cuando los niños eran más pequeños, y me parece una forma genial para explicar algunos de los conceptos que se tienen que aprender en el colegio a la vez que los niños imaginan, construyen y verbalizan un cuento. Era un juego, que la verdad no recuerdo cómo se llamaba, venía acompañado de un cartón cubierto de fieltro que era el bosque donde se generaban las historias.
La incorporación de los cuentos en la escuela es algo maravilloso, por "la alta motivación que provoca, la actitud positiva que genera y la mediación que ejerce en la comprensión" (Marín, 1999: 27).
Y, ¿qué podemos trabajar con los niños en casa mientras inventan sus cuentos?



Largo/corto

 El hada puede llegar a la casa del árbol por dos caminos, ¿cuál es más largo y cuál es más corto? 
Podéis ayudaros de unos trozos de lana para acompañar la historia.


Arriba/abajo

Mis hadas pueden volar, así que igual están arriba de las copas de los árboles que las encuentro abajo en el río bebiendo un poco de agua.

Formas

 Círculos, óvalos, cuadrados y triángulos, llenan el bosque; las casas de los pájaros, el interior de las flores, o incluso los vestidos de las hadas.


Grande/pequeño

Las flores nos pueden ayudar a colocar zonas en el bosque de grandes flores, y otras de pequeñas. Esto es importante que cuando empecemos no mezclemos unas cosas con otras, después ya sí.

Dentro/fuera

La mariquita tiene puntos, que están dentro de la parte roja, mientras que el caracol puede estar fuera del jardín. 



 
¿Te animas a construir tu bosque con tus niños?
Luego nos cuentas qué personajes le pones!

Referencias:
Marín, M.  (1999). El valor del cuento en la construcción de conceptos matemáticos. Números, (39), 27-38.



jueves, 5 de mayo de 2016

Entre balanzas anda el juego

En otras ocasiones he hablado ya de algunos usos o construcciones de la balanza, hoy quiero recuperar algunas de ellas, y animaros a que transforméis su uso en un juego con los niños, con todo aquello que tengan cercano: sus juguetes, los utensilios de cocina, ...


Hablábamos de la balanza al hablar de cómo ayudar a los niños a ver que no siempre lo más grande es lo más pesado,
Elaboración propia
Entrada: http://lasmatesdemama.blogspot.com.es/2016/04/cual-pesa-mas-o-cual-es-mayor.html

También os presenté a mi osito balanza cuando un día hablábamos de las ecuaciones,

Comprado en Aliexpress
 Entrada: http://lasmatesdemama.blogspot.com.es/2016/02/ay-el-nene-trae-hoy-ecuaciones.html

Una versión similar a ésta, la podéis encontrar en Dideco, con forma de mono que sujeta plátanos,

Puedes comprarlo en Dideco

 Este procedimiento es igual a una nueva balanza que me han regalado y que me gusta utilizar cuando trabajo con profesores, porque da mucho más juego para adaptarnos a niños grandes y pequeños,

La puedes comprar en el País de los Juguetes

En tiendas especializadas, podéis encontrarlas con cubetas que nos permiten echar líquidos, y así trabajar también con otras magnitudes como la capacidad.
La ventaja de trabajar con una balanza, respecto a una báscula, es que la primera nos permite la comparación, y los niños pueden ver las equivalencias entre cantidades por ejemplo.

Podemos utilizar situaciones de juego simbólico con los niños, la compra, las cuentas del hogar, los repartos de los animales en el zoo, ... utilizar estos utensilios para que además de aprender se diviertan.

¿Te animas a construir tu propia balanza?

Vamos a multiplicar por cuatro

Después de la tabla del dos, la del cuatro puede ser la más sencilla de ilustrar así que vamos a buscar unos cuantos objetos por casa, para que los que estéis intentando que vuestros peques superen esa hoja que les ha dado algún maestro despistadillo con un montón de números seguidos y que parece tienen que memorizar.
Comenzamos con las sillas,
Es conveniente que todas sean iguales, así que a lo mejor no puedes completar la tabla, pero puedes también construir tus propias sillas con un poquito de plastilina.
Vamos a contar las patas, poco a poco, podremos ver no solo como se saben la tabla del cuatro, sino que ¡entienden lo que significa!

5 sillas de cuatro patas tienen 20 patas
Esta variante de las patas, podemos jugar a contar las patas de esos animalillos de plástico con los que suelen jugar, o las ruedas de los coches que guarda en esa caja de la habitación, ...

Hay muchos objetos en casa que puedes utilizar para esto, y que quizá sean más manejables que las sillas:

TENEDORES:
Fuente: Flickr

ESQUINAS DE LOS CAJONES:

Fuente: Flickr

¿Nos cuentas cómo trabajar con otros objetos?


miércoles, 4 de mayo de 2016

La casa matemática de bricks

Seguro que has ido alguna vez a uno de estos lugares de las grandes superficies, donde los peques pueden jugar un ratito mientras haces la compra. Allí, suele haber rincones donde los niños pueden experimentar con el juego simbólico, siendo carteros, mamás, tenderos, ... A partir de esos espacios, y una idea que me dió ayer un gran profe, Sito, os animo a que construyáis la casa matemática de bricks.
Podemos recrear en casa un espacio lleno de lugares donde los niños puedan ¡soñar a ser...!.

El material necesario:
- Muchos bricks vacíos.
- Papel continuo de colores o cartulinas
- Tijeras
- Pegamento


Como veis, es necesario montar los bricks uno sobre otro a modo de ladrillos, utilizando el pegamento,

Nos permitirá trabajar con los niños algunas magnitudes de forma aplicada, longitud y superficie.
¿Cómo hacerla de largo para poderme tumbar?
¿Qué altura debe tener la puerta para no tener que agacharme para pasar?

También las formas, rectángulo y cuadrado.

Una vez hechas las paredes, para el tejado podemos ayudarnos de unos cartones rígidos, recuerda dejar una chimenea para que se ventile.

Esta vez las formas a trabajar serían los triángulos.

Una vez construida la estructura tenemos que decorarla, podemos ser clásicos colocando franjas de color, o siendo más creativos, y pegando pequeños pedazos de distintos colores.

Para las mediciones, recuerda la entrada que hicimos hace unas semanas sobre medición directa e indirecta, que nos vendrá muy bien para utilizar la cinta métrica, o el brick como unidad.

¿Te animas a construir la casa matemática?


lunes, 2 de mayo de 2016

Calcetines para aprender matemáticas

Tras un fin de semana largo, todos esos planes relacionados con la casa se han ido al traste. Mañana hay cole, y los calcetines de los niños están colgados de las cuerdas, por los radiadores, ... Vamos a preparar una actividad, que no solo nos va a ayudar a recoger la casa, sino a que los niños aprendan clasificación a través de los sentidos, y ¡sientiéndose bien ayudando a mamá!



Necesitamos calcetines de varios tipos:
- Distintos colores
- Distintos tamaños
- Distintos tactos

La situación es la siguiente: tenemos dos conjuntos de objetos que hay que emparejar, un elemento del primero conjunto con otro del segundo.

Recomendado para niños en Educación Infantil.

El acto es reconocer y clasificar, no solo el objeto sino las cualidades, además si nos lo van contando por qué lo hacen de una manera u otra estamos estimulando el lenguaje verbal.
Grande-pequeño, estamos asociando la palabra al objeto y dándole significado, que nos permita clasificar por tamaño.
Lunares rojos-lunares amarillos, estamos asociando una característica y emparejando de acuerdo a ella.
(...) Estamos eligiendo una variable en cada una de las instrucciones que demos a los niños y están clasificando atendiendo a ella.

¿Te animas a ordenar con los niños?